Cuales son las glándulas digestivas

Share Button

El aparato digestivo

El aparato digestivo está constituido por el tubo digestivo y las glándulas accesorias.

El tubo digestivo mide cerca de 8 metros y presenta una forma variable a lo largo de su recorrido, ya que se ensancha en algunos tramos y se estrecha en otros. Comienza en la boca y termina en el ano, y en el se diferencian las siguientes partes: cavidad bucal, faringe, esófago, estómago, intestino delgado e intestino grueso.

El tubo digestivo está compuesto por una capa celular interna, la mucosa, que está protegida por una sustancia lubricante, el mucus, y rodeada por capas musculares: una longitudinal, otra circular y una tercera oblicua, situada en el estómago la contracción de estas capas hace avanzar el alimento a lo largo del tubo digestivo.

En la capa mucosa del estómago y del intestino se encuentran alojadas una serie de glándulas que segregan el mucus protector, y otras que segregan los jugos digestivos: el jugo gástrico lo producen las glándulas del estómago, y el jugo intestinal, las del intestino.

Las glándulas accesorias o anejas son órganos que vierten sus secreciones en el tubo digestivo. Son las siguientes:

Las glándulas salivales, que se encuentran en la boca, dónde vierten la saliva.

El hígado, situado en el lado superior derecho del abdomen. Vierte sus secreciones al intestino.

El páncreas, que se localiza detrás del estómago y que, como el hígado, vierten sus secreciones al intestino.


La digestión es el proceso mediante el cual los alimentos son transformados en sustancias más sencillas, los nutrientes, que son utilizados por nuestras células.

Está transformación de los alimentos se lleva a cabo en el aparato digestivo mediante procesos mecánicos y químicos.

Procesos mecánicos_ la masticación y la acción de la musculatura de los distintos órganos que contribuyen a triturar y mezclar el alimento con los jugos digestivos.

Procesos químicos_ llevados a cabo por las enzimas digestivas contenidas en dichos jugos. Al mezclarse estos con los alimentos se inician las reacciones químicas de rotura de las sustancias que contienen, que son transformadas en componentes más sencillos.

El proceso digestivo en la boca

La digestión propiamente dicha comienza en el estómago, pero antes de alcanzar este órgano los alimentos son preparados en la boca mediante tres procesos: insalivación, masticación y deglución.

Insalivación

La saliva es un líquido acuoso que segregan las glándulas salivales, situadas debajo de la lengua y en ambos lados de la cavidad bucal.

Las funciones de la saliva son las siguientes:

Inicia la digestión de las moléculas de almidón presentes en numerosos alimentos y la transforma en azúcares más sencillos. Para ello utiliza la amilasa, una enzima digestiva que rompe los enlaces de azúcares complejos.

Destruye algunas de las bacterias que pueden haber en los alimentos con otra encima, la lisozima. Está acción antibacteriana protege la boca contra las infecciones y reduce la probabilidad de padecer caries.

Facilita el paso del bolo alimenticio hacia la faringe y el esófago. La saliva contiene mucina, una sustancia mucosa que lubrica el alimento al mezclarse con él. De esta forma, los alimentos pasan fácilmente a la faringe y al esófago sin dañarlos.


La masticación

La masticación es un proceso mecánico qué consiste en triturar los alimentos en trozos más pequeños para facilitar su digestión.

Las estructuras encargadas de triturar los alimentos son los dientes, unas piezas muy duras formadas por compuestos de calcio y flúor y situadas en el interior de la cavidad bucal. Existen diferentes tipos de dientes, cada uno de los cuales cumple una función.

Incisivo_ cortan los alimentos.

Canino (colmillos)_ se usan para desgarrar.

Premolar y molar muelas_ trituran y desmuzan

La fórmula de entrena es la manera de expresar el número y el tipo de dientes de un mamífero. Se representa mediante 8 números separados por una línea: cuatro arriba y cuatro abajo que señalán, de izquierda a derecha, el número de incisivos, caninos, premolares y molares situados en las medias mandíbulas superior e inferior, respectivamente.

Los primeros dientes surgen en la infancia. Se trata de 20 piezas coma que constituyen la dentina de leche, en la que faltan los molares. Estos dientes se desarrollan antes de los 3 años y suelen caerse entre los 5 y los 6 para ser sustituidos, progresivamente, por la dentición definitiva, q consta de 32 piezas, 16 en cada maxilar: cuatro incisivos, dos caninos, cuatro premolares y seis molares.

El alimento una vez triturado y mezclado con la saliva pasa a denominarse bolo alimenticio.


La deglución

Una vez formado el bolo alimenticio se inicia la deglución (la acción de tragar). La lengua empuja el bolo hacia la faringe, también denominada garganta, y de ahí pasa al esófago, un conducto que termina en el estómago. En el proceso de deglución se pueden distinguir tres fases:

1. Mediante un acto voluntario, situamos la lengua contra el paladar, y el bolo alimenticio es impulsado al fondo de la cavidad bucal.

2. Por una serie de actos reflejos, el paladar blando obtura las fosas nasales, la laringe se eleva y la epiglotis cierra su orificio superior. El bolo alimenticio entra en la faringe.

3. Mediante otro acto reflejo, el bolo alimenticio pasa al esófago

Durante la deglución, el orificio superior de la laringe permanece cerrado y no es po- sble respirar. De este modo se evita que parte del bolo alimenticio alcance las vías respiratorias, lo que podría causar ahogos o asfixia.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *